El Infantil B viaja a Avila para llevarse los tres puntos

Viaje sorprendente de Madrid a Avila, donde  levantaba el día con mucha niebla a este lado de la sierra, pero que una vez pasado el tunel de Guadarrama se depejaba dejando un día espléndido. Eso sí, hasta la puerta del Multiusos porque una vez dentro, el frío se apoderaba de la pista y de nuestros jugadores.
Empezamos la pista como estaba el ambiente, gélido.  Empezamos al hombre en defensa y en carrusel en ataque que tuvimos que cambiar en seguida porque nos hcieron un cuadro en defensa. La mayor parte de la posesión la tuvimos nosotros pero sin llegar de forma clara y sin culminar las contras.
No tuvimos sensación de peligro en nuestra portería porque el Avila no llegaba a nuestro área. Pero a la vez, nosotros no teníamos profundidad y/o desaprovechábamos las ocasiones.
El primer tiempo finalizó sin pena ni gloria: eso sí con una sensación de que podíamos y debíamos hacer más por mejorar el resultado.
 
La segunda parte la empezamos un poco más entonados, pero sin grandes méritos para meter más goles. Pero teníamos que intentarlo. Por ello, fuimos a la presión los ultimos minutos para poner un poco más de presión al equipo de Avila y en parte dió resultado. Ampliamos la ventaja que desde el principio debió ser mucho más abultado.
 
Gracias a los tres alevines que nos acompañaron: Luis muy bien en la puerta y poco trabajo. Se echaron en falto sus gritos para colocar a la defensa. Andrés, que se fué con los deberes de revisar los patines, ya que lleva dos ruedas rotas en dos partidos consecutivos con los Infantiles; jugó bien y con bastante fuerza. Y a Jorge que llegó con el tiempo justo, pero que jugó bastante bien, aunque sus lamentos sólo deben servir como rabia para jugar con más intensidad.
 
Y a Alberto, Hugo y Viti, bien pero con objetivo claro de mejora: chut, chut y chut. Enhorabuena Chicos y a por los siguientes
 
Enrique Alcalde

Sin respuestas A "El Infantil B viaja a Avila para llevarse los tres puntos"


    Deja un comentario